El estilo nórdico de decoración: en qué consiste

Seguramente habrás oído hablar en numerosas ocasiones del estilo nórdico de decoración. Hoy en el blog de Archirent, hablamos de esta tendencia en decoración que viene pisando fuerte desde hace unos años. Te contamos qué es el estilo nórdico de decoración y en qué consiste.

El estilo nórdico nació como una solución para solucionar la falta de luz. El diseño escandinavo se caracteriza por la utilización del color blanco, las líneas rectas y suaves y los detalles depurados.

 

Materiales

El material que más caracteriza este estilo de decoración es la madera. El estilo escandinavo utiliza madera sin tratar, ya sea haya o abedul. Este material en ocasiones se combina con metales como el zinc, el acero o el latón haciendo una mezcla muy especial.

El toque de materiales como el cobre o el latón, se usa en pequeños elementos decorativos como lámparas o algún ornamento. También se usa el mármol como material para muebles, aportando un aspecto formal y más elegante.

Toque natural

El estilo nórdico se caracteriza por el uso de elementos naturales como recurso decorativo. No hablamos únicamente de la decoración con plantas o flores, sino el uso de tejidos naturales como el lino, el algodón o la lana para los textiles. También el uso de la madera natural, sin tratar.

Sencillez, ante todo

Cuando uno piensa en decoración de estilo escandinavo, debe olvidarse de la ornamentación en exceso, de lo recargado. El estilo nórdico busca la sencillez a través del espacio, ya sea con líneas rectas, depuradas o suaves curvas. El objetivo principal de este estilo es conseguir un espacio limpio, luminoso y sobre todo, espacioso. Debe evitarse el exceso de ornamentación o elementos decorativos y el amueblado en demasía.

Esto no significa que no se puedan colocar elementos decorativos. Todo lo contrario. Sin embargo, hablamos de decorar con conciencia. Es decir, elegir premeditadamente qué vamos a usar para la decoración. Los espacios inspirados en el estilo escandinavo se caracterizan, además, por la mezcla de elementos decorativos vintage o de aspecto envejecido. Piezas de antiguos oficios, sacadas de un viejo mercadillo combinadas con clásicas piezas de diseño.

Dejar un comentario