ConsejosReformas

Plan anual de mantenimiento de vivienda

Por 20 noviembre, 2017 Sin Comentarios

Plan anual de mantenimiento de vivienda

Imagen de www.codezeta.es

Nos acercamos a uno de los últimos meses del año y llega el momento de planificar y organizar el plan anual de mantenimiento de vivienda. Si no sabes en qué consiste y por qué todos debemos hacerlo, no te preocupes. Sigue leyendo.

La seguridad de nuestro hogar depende entre otros factores, del mantenimiento que le realicemos a ésta. Si queremos que además mantenga su valor de mercado porque queremos venderla o alquilarla, hacerle un mantenimiento anual es imprescindible.

Además de arreglar desperfectos, el plan anual del mantenimiento de vivienda, nos permitirá adelantarnos a los posibles problemas que puedan avenirse. Las reparaciones de prevención evitarán no sólo el deterioro de la vivienda, sino que supondrá un ahorro a largo plazo.

Tareas que se pueden revisar

Habrá tareas que sean estacionales, y que debamos acometer en determinadas estaciones del año. Por ejemplo, la revisión de la caldera y los radiadores antes de la temporada de invierno. Otro ejemplo de tarea estacional es el cambio de filtros y revisiones de nuestros aparatos de aire acondicionado en los meses más calurosos del año.

Hay tareas que dependen de la estación del año en la que nos encontremos. Por ejemplo, en primavera y verano, éstas deben concentrarse en el exterior de la casa. En otoño e invierno centraremos nuestra atención en las tareas internas de la vivienda (pintura, reparación de la caldera, etc).

Ahora bien, el mantenimiento de nuestra vivienda dependerá de otros factores como la antigüedad, la ubicación, el tamaño de la vivienda e incluso el clima.

Antigüedad de la vivienda

Plan anual de mantenimiento de vivienda

Plan anual de mantenimiento de vivienda

La antigüedad de la vivienda es uno de los primeros factores de peso. Las casas más antiguas suelen necesitar un mayor mantenimiento que las viviendas de nueva construcción. Sin embargo, ello no quiere decir que una vivienda nueva no precisen de mantenimiento. Deberemos observar con detenimiento para poder adelantarnos a las posibles tareas de mantenimiento que requieran nuestra atención.

Estas tareas dependerán, entre otros factores, de la ubicación. No es lo mismo una vivienda situada en una gran ciudad, que una situada en el campo o en una zona costera. La salitre por ejemplo, podría provocar problemas de desgaste en las tuberías. Si por el contrario vivimos en una ciudad, con una alta concentración de cal en el agua, podemos tener problemas con los electrodomésticos.

Casa grande o pequeña

El tamaño de la vivienda también puede ser un factor definitorio a la hora de organizar nuestro plan anual de mantenimiento. Cuanto mayor sea una vivienda, más mantenimiento necesitará. Debemos tenerlo en cuenta a la hora de planificar nuestro plan anual de mantenimiento de vivienda.

No olvides revisar cada año…

A continuación te mostramos un listado de las tareas que puedes realizar cada año en la revisión anual de tu vivienda.

  • Revisar humedades y techos: Contar con techos bien impermeabilizados es fundamental para evitar humedades. Revisa con frecuencia la aparición de nuevas humedades . Planifica de este modo, acciones que puedan solucionar estos problemas a corto, medio y largo plazo.
  • Revisar la instalación de aire acondicionado y calefacción. Alarga la vida de tus electrodomésticos con un buen mantenimiento y limpieza anual. Además, conseguirás reducir el consumo de energía.
  • Revisar cerramientos. Un buen cerramiento de ventanas y puertas evitará no sólo la pérdida de energía y temperatura de la casa, sino que supondrá un ahorro en nuestra factura.
  • Acondicionar el jardín y hacer limpieza. Es frecuente acordarse sólo del jardín con la llegada del buen tiempo, pero hacer un mantenimiento continuado nos ahorrará quebraderos de cabeza y acciones extra en el futuro. Revisa los árboles y plantas, y si es necesarios, pódalos. Recoge los deshechos que han ido generando con el paso del tiempo.
  • Revisa las alarmas y detectores de humos. Es probable que no reparemos en que estos pequeños electrodomésticos también requieren de mantenimiento. Revisa su funcionamiento y que estén listos cuando necesitemos utilizarlo.

Planificar es la clave

Debemos planificar con antelación estas tareas en el Plan anual de mantenimiento de vivienda. Fijar en el calendario cuándo debemos realizar cada una nos ahorrará quebraderos de cabeza y dinero a largo plazo. Y es que adelantarnos a los posibles problemas que van a  surgir puede ayudarnos a alargar la vida de nuestros electrodomésticos y planificar con anterioridad los posibles problemas que pudieran surgir.

Si quieres reformar tu vivienda y mejorar las instalaciones o quieres darle un aspecto renovado y mejorado, no dudes en contactar con nosotros. En Archirent, contamos con años de experiencia y ofrecemos 5 años de garantía en todos nuestros proyectos. Si quieres hacer una reforma integral en Madrid o Barcelona, pídenos presupuesto sin compromiso